Sobre mí

Educándonos para educar.

Mi propósito es AYUDARTE A TI (madre, padre o profesor) a que SAQUES LO MEJOR DE TI MISMO y que así AYUDES A TUS PEQUEÑOS A QUE ELLOS TAMBIÉN LO HAGAN.

Cierra los ojos por un momento y recuerda cuando eras niño.

¿Qué solías escuchar de tus padres y profesores sobre ti?

¿Cuáles son las frases que más te han marcado en tu infancia?

¿Son positivas o negativas? ¿Te han ayudado a ser cada día mejor?

La mayoría de las cosas que piensas sobre ti mismo a día de hoy, de lo que eres capaz de hacer y lo que no, de lo que se te da bien y lo que no, de cuáles son tus virtudes y puntos débiles, se gestó y se fue cociendo a fuego lento en tus primeros años de vida.

Día a día oímos frases que hacen que nos vayamos elaborando una imagen sobre nosotros mismos y unas creencias, aunque no siempre sean ciertas. Pero no te culpes.

ESAS CREENCIAS Y PENSAMIENTOS VIENEN DE LA INFANCIA, de ahí que debamos CUIDAR MUCHO QUÉ ES LO QUE TRANSMITIMOS A NUESTROS HIJOS Y ALUMNOS.

Frases como: “este niño es de sacar cincos y ya”, “no da para más”, “es un desastre”, “pobre, no tiene capacidad para más”, “nada se le da bien”, “no tiene arreglo”, las oía frecuentemente y, desgraciadamente, las sigo oyendo a día de hoy hacia los niños.

Aprendí que la gente no conoce realmente su riqueza y potencial interior y que eso se transmite a los demás, sobre todo a los más pequeños. Por eso es fundamental que nos eduquemos bien y nos queramos para poder así ser nuestra mejor versión y sacar lo mejor de nuestros hijos y alumnos.

¿Quién soy?

Soy Yésica Casado Aragoneses, profesora, escritora, formadora y soñadora.

A nivel más académico soy profesora de Educación Primaria y Educación Infantil, así como experta en Neuropsicología educativa y en Disciplina Positiva.

Llevo más de 15 años trabajando con niños y familias, poniendo en práctica todo lo que voy aprendiendo en cursos, congresos y leyendo, ya que soy una gran apasionada de la neurología y la psicología educativa e infantil. He participado también en proyectos de investigación y en conferencias con Universidades.

Pero lo realmente importante va más allá de lo meramente académico.

Yo ya descubrí y veo día a día LO BUENO QUE LLEVAN LOS NIÑOS DENTRO Y RECORDÉ LA GRANDEZA DE MI SER.

Quizás tú hayas olvidado lo bueno que eres y está repercutiendo en ti y en tus hijos o alumnos.

ES HORA DE QUE EMPIECES A RECORDÁRTELO Y A HACÉRSELO
SABER A ELLOS. NO PIERDAS NI UN MINUTO MÁS.

Copyright ©2022 Yésica Casado Aragoneses

Sígueme en las redes

Diseño Esteban Urrutia